Historias de Refugio

Conoce las vivencias de algunos refugiados a los que hemos ayudado. CEAR protege a los refugiados desde hace más 39 años. Sólo en los últimos 10 años hemos atendido a más de 350.000 personas con la ayuda de gente como tú. Estas son algunas de sus historias:

SIRIA

Somaya y su hijo Aboude, atrapados en Atenas

Somaya consiguió cruzar con Aboude, su hijo de 7 años, desde Siria a Turquía. Allí embarcaron a Grecia en un bote hinchable y llegó a la isla de Quíos donde fueron retenidos en un campo militar.

IRÁN

Nahid, la reubicación que nunca llega

Nahid  ahora tiene 18 años. Llegó a Grecia en barco, cruzando el Egeo desde Turquía, huyendo de la discriminación en su país, Irán, por su origen iraquí. 

SIRIA

Rania y Asir, matrimonio atrapado en Turquía

Aisar y Rania, matrimonio sirio atrapado en Turquía, se vieron obligados a mandar al mayor de sus hijos a Europa. No sabían que los barcos “se hundían con la gente dentro”.

YEMEN

Helmi y Sadeq, la huida de dos víctimas de un conflicto olvidado

Helmi y Sadeq llegaron a España tras huir de Yemen. Sus historias relatan un viaje en busca de refugio, ante la falta de vías para solicitar asilo.

GUINEA CONAKRY

Noel: “El mar da miedo, pero atrás no dejaba nada bueno”

Noel emigró a Costa de Marfil, pero tras el estallido de la guerra en este país tuvo que huir para salvar su vida.

GAMBIA

Adama: “Todas las chicas tienen que decir no a la ablación”

Adama se vio forzada a huir de su hogar para que su familia no le obligara a ser víctima de una cruel tradición de la ablación, que sufren muchas mujeres y niñas en África.

AFGANISTÁN

Zabioullah: “Solo pido que no me devuelvan a mi país”

Antes de emprender la huida de Afganistán, subsistía a duras penas junto a su familia, en un entorno de represión, pobreza y guerra.

SIRIA

Lina “Me gustaría volver a casa cuando haya paz”

Lina (43 años, Siria) hizo todo lo posible por no dejar Siria, hasta que las bombas comenzaron a explotar cerca de su casa y del colegio de sus dos hijos.

REP. CENTROAFRICANA

Alí: “Tuve que huir para salvar a mi familia”

Alí (38 años, República Centroafricana) llevaba ocho años trabajando como inspector comercial cuando su país sufrió un golpe de estado y se vio obligado a huir con su familia.

UCRANIA

Olga: “Tuvimos que dormir a 23 bajo cero cuando una bomba cayó en mi casa”

Olga trabajaba como funcionaria en Ucrania, hasta que estalló el conflicto y su ciudad, Donetsk, se convirtió en campo de batalla.

VENEZUELA

Alfredo: “Si me quedaba, tenía garantizada cárcel y tortura”

Alfredo de 39 años, Venezuela, optó por no callar ante la corrupción que veía en la empresa hidroeléctrica en la que trabajaba.

PERÚ

Renzo, huir de la homofobia para acabar en un CIE tras 13 años viviendo en España

Tuvo que abandonar su país (Perú) cuando tan solo era un adolescente, tras sufrir numerosos ataques de homofobia en su escuela y en su barrio.

Ayúdanos.

Con 10€ logramos que un niño refugiado tenga

acceso a material escolar y libros de texto para ir al colegio.

Uso de cookies

Esta Web almacena cookies en tu ordenador para mejorar nuestra página y para ofrecerte servicios más personalizados, tanto en esta Web como en otros canales online. Consientes la recopilación de cookies y el tratamiento de las mismas en caso de continuar navegando por nuestra Página Web. Puedes acceder a nuestra política de cookies para obtener más información.

ACEPTAR
Aviso de cookies