Con motivo de la votación del Proyecto de Ley de Seguridad Ciudadana, CEAR recuerda que la enmienda introducida impide el ejercicio del derecho de asilo

  • Las autoridades tienen la obligación de respetar el principio de no devolución e identificar individualmente a todas las personas que entran en territorio español ya sea en grupo o de forma individual

La Comisión de Interior del Congreso de Diputados ha aprobado por 23 votos a favor y 17 en contra ley de seguridad ciudadana. Tras esta votación, el Proyecto de Ley pasará al Pleno de la Cámara y posteriormente se enviará al Senado. Desde la Comisión Española de Ayuda al Refugiado mostramos nuestro rechazo a la misma puesto pretende dar cobertura legal a las devoluciones ilegales que tienen lugar en nuestras fronteras. La propuesta final de redacción persigue aplicar la nueva figura del ‘rechazo en frontera’ a aquellas personas que sean detectadas en la “línea fronteriza” intentando sobrepasar en grupo las vallas de Ceuta y Melilla. Estrella Galán, secretaria general de CEAR, recuerda que “las autoridades tienen la obligación de identificar individualmente a todas las personas que entran en territorio español ya sea en grupo o de forma individual facilitando el acceso a la asistencia letrada, intérprete y a la tutela judicial efectiva. Es obligación de las autoridades identificar potenciales personas refugiadas y perfiles vulnerables como las víctimas de trata”. Así mismo, Galán recuerda que “en ningún caso estas personas pueden ser expulsadas de manera colectiva tal y como prohíbe expresamente el Convenio Europeo de Derechos Humanos y la Ley de Extranjería”. Las personas que acceden al territorio español individual o colectivamente deben ser tratadas conforme a la legislación española y europea de asilo y extranjería y no estigmatizada como fenómeno violento siendo desprovistas de sus derechos.

CEAR recuerda que “reformar la Ley de Extranjería a través de la Ley de Seguridad Ciudadana muestra el enfoque puramente securitario de la gestión de fronteras. Muchas de las personas que llegan a las fronteras de Ceuta y Melilla se ven obligadas a hacerlo porque no existen vías legales y seguras para llegar a territorio y no encuentran otra alternativa para acceder a la protección internacional. Es urgente que el Gobierno abra vías de acceso seguro, facilite las visas humanitarias y la reagrupación familiar “.

Respecto a la creación de las unidades de asilo y refugio en los  puestos fronterizos de Ceuta y Melilla, Estrella Galán recuerda que “muchas personas necesitadas de protección internacional, principalmente de origen subsahariano, quedan atrapadas en Marruecos sin poder acceder a estos puestos fronterizos”. Para llegar a los mismos por vía terrestre desde Marruecos es necesario superar un control previo de la gendarmería marroquí, un paso prácticamente imposible para los ciudadanos subsaharianos que quedan atrapados en un país que no garantiza una adecuada protección y que viola sistemáticamente sus derechos humanos. En consecuencia, muchas de estas personas se ven obligadas a acceder a Ceuta y Melilla saltando la valla o por vías no seguras que ponen en grave peligro sus vidas.

Fin de la nota

Para más información: Departamento de Comunicación 91 598 05 35

Ayúdanos.

Con 10€ logramos que un niño refugiado tenga

acceso a material escolar y libros de texto para ir al colegio.



Uso de cookies

Esta Web almacena cookies en tu ordenador para mejorar nuestra página y para ofrecerte servicios más personalizados, tanto en esta Web como en otros canales online. Consientes la recopilación de cookies y el tratamiento de las mismas en caso de continuar navegando por nuestra Página Web. Puedes acceder a nuestra política de cookies para obtener más información.

ACEPTAR
Aviso de cookies